Un detenido por el homicidio del policía

0
757

El asesinato del policía Marcelo Javier Loyola parece estar resuelto: el martes a la tarde fue detenido Ernesto Arancibia –35 años–, acusado de ser el autor material de los tres disparos que acabaron con la vida del oficial principal.

El jefe de investigaciones de la Policía, comisario mayor Calixto Luna, aseguró que todas las pistas conducen hacia Arancibia y a otro hombre que está identificado, aunque hasta el martes a la noche no había sido atrapado.

Arancibia es vecino de la zona donde se produjo el asesinato del policía, por lo que varios testigos lo identificaron: “Fue el Popo”, dijo el barrio, llamando al sospechoso por su apodo.

Arancibia vive a dos cuadras de donde fue baleado Loyola, en la esquina de Roque Arias y Amancio Alcorta, en barrio Los Granados, al oeste de la ciudad. Fue encontrado en la zona: en una precaria vivienda del sector. Estaba solo, no opuso resistencia y la Policía no halló el arma con la que habría disparado contra el policía Loyola.

Arancibia y Loyola no eran vecinos: el policía estaba en ese barrio por cuestiones particulares, movilizándose en una moto.

En cambio, sí es del barrio el joven a quien (aparentemente) Arancibia y su cómplice le robaron el celular. Ese hecho habría sido el que provocó que Loyola intentara interceptar a los ladrones, y al menos uno de ellos (Arancibia) abrió fuego.

Comentários no Facebook