Es reservado el estado del alumno herido con una tijera: para el colegio, “fue un accidente”

0
464

Este jueves arribarían al Instituto Pablo VI representantes del Epae (Equipos Profesionales de Apoyo Escolar) dependiente del Ministerio de Educación de la provincia de Córdoba, para trabajar con la comunidad educativa entorno al grave episodio de violencia ocurrido en la mañana, en el que un alumno de 14 años resultó gravemente herido de un puntazo con una tijera a la altura del cuello.

Por su parte, desde la Inspección de Escuelas Públicas de Gestión Privada Zona R4 se hicieron presentes en el colegio y en el Sanatorio San Justo para brindar acompañamiento y contención a los docentes, directivos y alumnos así como también a las familias de los involucrados en el hecho.

Mientras tanto, el adolescente se encuentra internado en el Sanatorio San Justo en estado reservado a causa de la herida cortante que recibió detrás del lóbulo auditivo derecho. El menor fue intervenido quirúrgicamente. 

Parte médico

Daniel Martelli, director médico del Sanatorio San Justo, se refirió al estado del estudiante gravemente herido al que calificó de reservado.

Aguardan su evolución para poder realizarle estudios más complejos, entre ellos una tomografía. Fue intervenido por el equipo de cirugía del sanatorio coordinado por el médico Lucas Bottiglieri.

“El menor continúa con pronóstico reservado, está todavía bajo asistencia respiratoria mecánica y permanece sedado para que pueda tolerar el tratamiento. Cuando ingresó se le practicó una cirugía de urgencia para ligar los vasos que estaban sangrando, horas más tarde padeció un resangrado y hubo que intervenirlo nuevamente para poder subsanar este inconveniente. La zona está muy comprometida con muchos hematomas que alteran un poco la estructura anatómica. No sabemos a ciencia cierta qué grado de profundidad tiene la lesión y si no será necesario otro procedimiento, aparentemente por el momento no”, se explayó el médico.

Sobre si la herida daño algún órgano vital, dijo: “Lo que se entiende por órganos vitales no, el cuello es una zona muy vascularizada y sí dañó varias arterias a las que hubo que ligar y suturar para detener el sangrado”.

“Fue un accidente”, dijeron desde el colegio

El abogado del Pablo VI, Mauricio Gordo, dijo que ambos alumnos eran amigos y negó que entre ellos hubiese alguna enemistad. “Estaban, por así decirlo, paveando con un juego de manos, como hacen ahora y no tomaron conciencia de los riesgos que corrían. Aparentemente, se originó una discusión, de acuerdo a lo que cuentan los compañeros”, indicó y afirmó que “no hubo ningún adulto que haya visto el hecho”.

Todo habría sucedido como “una broma, de esas que hacen ellos ahora, y en el momento el menor que es el damnificado le tira una manotazo y el otro en represalia toma una tijera -la que no sabemos si la tenía en la mano-, no sabemos qué estaban haciendo, algunos compañeritos dijeron que le había cortado el cordón a una zapatilla, otros dijeron que había cortado una campera con esa tijera”.

Sobre el agresor, Gordo señaló que “no lo hizo apropósito, no buscó causarle ningún daño, son amigos y van a todas partes juntos. La mayoría de los compañeros con los que hablé dijeron que fue un accidente. Se convocó a la madre y se le brindó la contención que le debemos brindar como escuela”.

Habla el preceptor que lo auxilió

“Todavía estoy en estado de shock. Me informan que algo estaba sucediendo, no se entendía bien, cuando me voy acercando al tumulto de los alumnos, comienzo a ver muchísima sangre y a un estudiante tomándose el cuello, que estaba totalmente ensangrentado. Ahí cuando me acerco para saber qué estaba sucediendo veo la gravedad del asunto. Lo pongo en el piso al menor, comienzo a pedir a los gritos que llamen a Ucemed, con la mano comienzo a presionar para evitar que continuara perdiendo sangre. Le pusimos unos paños con los que logramos contener la hemorragia hasta que llegó la ambulancia”, relató el preceptor Lucio Tortosa, quien le brindó los primeros auxilios al estudiante herido e intentó detenerle la hemorragia.

La situación del agresor

El alumno autor de la agresión, también de 14 años, fue trasladado a sede policial a disposición del Juzgado de Menores, Familia, Violencia Familiar y Penal Juvenil, donde fue asistido por psicólogos de la fuerza. En horas de la tarde se desconocía si había sido caratulado el caso. Este adolescente está “en estado de shock”, señalaron desde la institución educativa.

Recordemos que todo ocurrió ayer, en confusas circunstancias en el colegio privado de calle Libertad al 2800.

La agresión se habría dado en el marco de una pelea por una campera, durante el recreo. Uno de los alumnos le habría dado un golpe de puño al otro y éste habría reaccionado y tenía una tijera en su mano y lo hirió con la misma, detrás de la oreja derecha.

Se vivieron momentos de gran consternación. El chico perdió mucha sangre y fue asistido inmediatamente. 

FUENTE: La Voz de San Justo

Comentários no Facebook